¿Es usted uno de los sufíes?

Imam Abu Hamid Al-Ghazali (Allah santifique su secreto) en su obra "al-Munqidh min al-Dalal" (Liberación del error)  habla de haber investigado todos los discursos intelectuales con el fin de encontrar la certeza. El único discurso que él no pudo comprender intelectualmente fue el de los sufis. Leyó sus libros y trató de averiguarlo, pero al final reconoció que se trataba de una discurso que no puede ser intelectualizado - y esto debe tenerse en cuenta. Este es el significado de su declaración: "Sabía con certeza que ellos [los sufíes] son ​​personas de los estados, no personas de afirmaciones"

El Islam es una tradición acerca de la obtención de dicho estado. Este está incrustado dentro del nombre de la religión, que a diferencia de otros, no llevan el nombre de una persona o lugar. Es un estado en el que las personas que te ven, recuerdan de forma automática de Allah. Si la única manera de recordar a la gente acerca de Allah, es a través de la lengua, debes de saber que realmente tu estado de realidad no ha sido transformado por las declaraciones que pronuncias. La gente se pregunta ¿qué es el sufismo, preguntándose si se trata de bailar y o dar giros o pedirle a los muertos en sus tumbas por bendiciones o simplemente pasar el rato con los hermanos o hermanas y cantar nashids. No es nada de eso. El sufismo es la transformación de la Sharia (prácticas exteriores del Islam) en Haqiqa (la realidad interior del Islam). Es la transición de estados en estados. Es el movimiento del conocimiento desde el cerebro hasta el corazón. Es la transformación de ver el mundo a través de tus ojos para que veas con el uso de tu perspicacia. Es el comienzo de un reconocimiento intelectual de que Nada es digno de adoración excepto Allah (la ilaha Illa Allah) y terminar con la conciencia completa de ese reconocimiento con todo su ser (a adorar a Allah como si lo vieras, y si  no le ves,  saber que Él te ve a ti).

Es lamentable que muchos musulmanes han desarrollado un tipo de alergia hacia todo lo que lleva el aroma del sufismo. Esto es de la misma manera en que muchos musulmanes también han desarrollado un tipo de alergia a todo lo que lleva el aroma del salafismo. Ambos términos se utilizan constantemente por los estudiosos del Islam para indicar diferentes realidades - Sufismo como la de una realización interna y el salafismo como la de lo externo. Un principio importante en la jurisprudencia islámica establece que el juicio de una cosa es una rama de la conceptualización de ella. Si la conceptualización es defectuoso, es muy probable que la sentencia también sea defectuosa.

El corazón del sufismo es acerca de la configuración en el camino de cumplir lo que el Corán ordena de dejar el exterior libre del pecado, así como el interior ( Al-Anaam 6:120 ). Se trata de tener una constante preocupación por el estado de tu corazón, Porque cuando todo está dicho y hecho, sólo un corazón fuerte será de beneficio ( Ash-shuara '26: 88 ). El sufismo es acerca de tomar la recitación del Corán con la lengua y convertirla en una recitación con el corazón. Se trata de la adhesión a la Sharia no por un motivo ulterior de obtener el Paraíso o evitar el Infierno, sino porque Allah es digno de él.  Es la esperanza de que Él acepta nuestro arrepentimiento por no ser capaces de cumplir con sus derechos sobre nosotros. Este tipo de adoración y relación con Allah es lo que Imam An'Nawawi, en su comentario a su colección 40 Hadices, llama "la adoración de la gente libre en oposición a la adoración de los esclavos o de la Adoración de los Mercaderes".

Rabi'a al-'Adawiyya (Allah santifique su secreto) dijo en una de sus famosas oración: "Oh Señor, si me presento con la esperanza de Tu Paraíso, niegamelo, y si me presento por miedo de Tu fuego, entonces introducemen en él, y si me someto con la esperanza de ver tu Santisimo rostro entonces no me lo nieges"

En la era actual, el discurso islámico se centra en las recompensas que le esperan a los creyentes y los castigos que aguardan a los transgresores, esta súplica de Rabia muchos la han mal interpretado al indicar un menosprecio del Paraíso y el Infierno. Sin embargo, lo que Rabi'a mostró aquí era su completa sumisión a su Señor, no buscaba nada a cambio, sino su aceptación. Es una realización de su respuesta a una pregunta simple, pero profunda: Si supieras que no existía el paraíso y el infierno, y una vez que mueras no vas a volver, ¿aún adorarias a Dios?. Este lenguaje del amor se pierde por lo general en la los que van por la vida tratando a sus relaciones como balances con activos y pasivos. Mientras tanto se olvidan de los versos alabando a los que buscan la más alta vocación:

Quién es mejor, tocante a religión. que quien se somete a Allah, hace el bien   (An-Nisa '4: 125)

No rechaces a quienes invocan a su Señor mañana y tarde por deseo de agradarle (Al-Anaam 06:52)

¡No rehúyas estar con los que invocan a su Señor mañana y tarde por deseo de agradarle! (Al-Kahf 18:28)

Quien se somete a Allah y hace el bien se ase del asidero más firme. El fin de todo es Allah.
(Luqman 31:22)

El verdadero conocimiento de Allah, y a su vez el temor a Él - Este es el último fin todo musulmán está buscando. Al mirar al mundo, la mayoría de las personas se sorprenden por su armonía, el equilibrio y la belleza en general. El sufismo busca darle vuelta a ese asombro por la creación, por el asombro por el Creador. Un sufí es aquel que no ve los efectos o las causas materiales de estos efectos. El Sufi ve la causa eficiente detrás de todo. En lugar de verlo como una creación, un sufí lo ve como una manifestación de los atributos de Allah El sufismo es el camino de la trascendencia de lo físico a lo metafísico, y ver lo metafísico dentro de lo físico. Un sufí es en el fondo un salafista que se adhiere a la Sharia como un medio para la consecución de esta Haqiqa.


Mohamed Ghilan
¿Es usted uno de los sufíes? ¿Es usted uno de los sufíes? Reviewed by Yerko Isasmendi on 14:59:00 Rating: 5

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.